Uso del certificado digital en el Instituto Nacional de Consumo

Nuestra sociedad es sin duda una sociedad de consumo. Todos, de una forma u otra, compramos y vendemos algo casi a diario. Está claro que obtener el certificado digital nos puede resultar útil para muchas gestiones y procedimientos, y en la defensa de nuestros derechos como consumidores esto también es así.

Como en cualquier relación contractual, en la relación de compraventa de cualquier bien o servicio, pueden darse discrepancias entre las partes que, a veces, necesitan solventarse con ayuda de las Administraciones Públicas.

Una de las misiones de las Administraciones Públicas es velar por el bienestar y los intereses de los ciudadanos, de ahí que sea necesario contar con procedimientos y organismos que intervengan cuando sea necesario.

En nuestro país, y a nivel de la Administración Central, este organismo es Instituto Nacional de Consumo.

El INC se define de la siguiente forma: «El Instituto Nacional del Consumo es el organismo de la Administración General del Estado que, en desarrollo del artículo 51 de la Constitución y del texto refundido de la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios, ejerce las funciones de promoción y fomento de los derechos de los consumidores y usuarios dentro del ámbito competencial de la Administración General del Estado».

Dependiente del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, el INC también tiene una sede electrónica, a la que se puede acceder a través de la sede electrónica ministerial.

En concreto, si entramos en el apartado dedicado a «Procedimientos Administrativos», ahí veremos el logo del INC junto a los de otros organismos dependientes del mismo Ministerio.

Captura de pantalla 2013-11-28 a la(s) 10.41.39

En esta sede electrónica, como es lógico, el certificado electrónico de la FNMT-RCM es válido y se utiliza para poder ejecutar de forma segura todos estos trámites, de modo que no está de más solicitar el certificado digital si nos encontramos en una situación en la que nuestros derechos como consumidores o usuarios se vean afectados.

Volviendo a la sede electrónica, si pulsamos el enlace del INC, encontramos una relación de cuatro trámites administrativos que se pueden ejecutar online. Todos ellos tienen en común que será necesario sacar el certificado digital antes de pensar en ponerlos en práctica a través de Internet, ya que si lo intentamos sin instalar el certificado digital en nuestro ordenador, no será posible seguir adelante.

Estos Procedimientos Administrativos serán:
-Inscripción en el Registro Estatal de Asociaciones de Consumidores y Usuarios.
-Programas y actividades de información, defensa y protección de los derechos de los consumidores y usuarios.
-Becas de formación para el programa de trabajo del Consejo de Consumidores y Usuarios.
-Subvenciones a las Juntas Arbitrales de Consumo.

Añadamos a esto que el certificado digital es gratis. No nos quedan excusas para no sacar el máximo partido a las posibilidades que nos brinda la Administración Electrónica.

Para saber más sobre el certificado digital visite la web de CERES y nuestro blog. También puede seguir nuestras cuentas en redes sociales.

Comentarios


Aquí puedes dejar tu comentario